Todas aquellas personas que tienen licencia de pesca en Castilla y León se verán afectadas en esta temporada de pesca ya que, a diferencia de la del año pasado, este año la trucha arcoíris ha sido incluida en el catálogo de especies invasoras por lo que no se ha utilizado en los cotos intensivos a los que acuden los pescadores con licencia de pesca en Castilla y León.

Durante esta temporada de pesca se podrán encontrar pocos lugares en los que pescar trucha arcoíris, uno de ellos es el Lago de Palenzuela, en Palencia. Allí, quienes dispongan de licencia de pesca en Castilla y León podrán pescar trucha arcoíris a cambio de pagar 17 euros, también podrán quedarse con dos kilos de trucha. Al Lago de Palenzuela acuden a pescar unas 2.500 personas al año, este año se puede ver incrementado el número de pescadores en dicho lago.